domingo, 24 de septiembre de 2017

Análisis Clínicos de la Hepatitis C



La Hepatitis C es una enfermedad hepática causada por el virus de la hepatitis C (VHC) que se transmite a través de la sangre produciendo en principio una hepatitis aguda (en un 25% se cura sola) pero en un alto porcentaje puede evolucionar a una hepatitis crónica, a cirrosis hepática, y en el peor de los casos, a un cáncer de hígado (25%).



Análisis Clínicos de la Hepatitis C


En muchos casos, la infección aguda no produce síntomas. Por ello, se calcula que en Madrid siete de cada 10 personas infectadas por el V.H.C. desconocen su enfermedad. 
Otros enfermos presentan síntomas inespecíficos como fatiga, febrícula, nauseas, vómitos,… que les hace acudir a su médico de familia o médico general.

Los análisis clínicos en sangre del virus de la hepatitis C y las alteraciones en las pruebas hepáticas como la elevación de las transaminasas, serán las pruebas diagnósticas de elección.

Los análisis determinantes de la Hepatitis C, deberán ser realizados cuando haya factores de riesgo, es decir, cuando se entre en contacto con sangre de una persona ya infectada por VHC.

Los principales factores de riesgo para infectarse por este virus en Madrid son:
  1. Transfusiones de sangre y operaciones realizadas antes de 1.991, ya que se desconocía la existencia de este virus.
  2. Compartir material de higiene personal que produzca sangrado: cuchillas, tijeras, cepillos de dientes, cortaúñas,…
  3. Prácticas sexuales de riesgo en las que haya sangrado y no se utilicen preservativos.
  4. Embarazo: transmisión de la madre infectada a su hijo por la sangre del cordón umbilical, parto, …
  5. Drogadicción: por compartir jeringuillas y agujas infectadas.
  6. Tatuajes, Piercings, … cuando no se utiliza material desechable y/o debidamente esterilizado.


sábado, 16 de septiembre de 2017

Renovar el Carnet de Conducir en Madrid con Diabetes



Para obtener y/o renovar el carnet o licencia de conducir en Madrid un conductor con diabetes, es preciso aporta un informe médico favorable de un médico especialista en endocrinología (endocrinólogo) o médico diabetólogo que acredite el adecuado control de su enfermedad y una formación diabetológica del conductor.



Renovar el Carnet de Conducir en Madrid
con Diabetes

La Dirección General de Tráfico de Madrid (DGT) permite obtener y/o renovar el carnet de conducir con diabetes siempre y cuando se cumplan esas condiciones, y siempre con restricciones:

  1. Grupo 1: Carnet de conducir AM, A1, A, B, B+E                                                    El periodo máximo de vigencia del permiso de conducir será de 5 años (cinco años).
  2. Grupo 2 : Carnet de conducir C, C1, C1+E, C+E, D, D1, D1+E                  Si es una diabetes que precisa insulina, máximo de un año (1 año).                          Si es una diabetes Tipo II de adulto, tratada con medicamentos para bajar el azúcar, máximo tres años (3 años).
“La hipoglucemia (bajada de azúcar) y el deterioro de la capacidad visual son los problemas médicos más frecuentes del conductor diabético”

Si la enfermedad evoluciona, puede haber trastornos cardiovasculares (anginas, infarto, …) alteraciones neurológicas (pérdida de sensibilidad) y de movilidad que van a afectar a la conducción.

Los médicos que realizamos psicotécnicos y reconocimientos médicos para obtener y/ o renovar el carnet o permiso (licencia de conducir)  debemos aconsejar siempre al conductor diabético:

  1. Cómo reconocer la hipoglucemia (bajada de azúcar) que ocasiona pérdida de la consciencia con el consiguiente riesgo vial. 
  2. Nunca conduzca si su nivel de azúcar es bajo y nota temblor, sudoración, hambre, …
  3. Siempre que haga un viaje largo, respete el horario de sus comidas, las tomas de sus medicamentos, lleve en el coche alimentos ricos en azúcar (zumos, caramelos, galletas, …), vigile su glucosa durante el viaje y evite el alcohol.


viernes, 8 de septiembre de 2017

Sequedad vaginal tras la menopausia



Más de la mitad de las mujeres sufrirán molestias vaginales tras la menopausia, lo que supone más de 50 millones de mujeres sólo en Europa.


Sequedad vaginal tras la menopausia



¿Cuál es la causa de la sequedad vaginal tras la menopausia?

Durante la menopausia empiezan a descender los niveles de estrógenos, las hormonas sexuales femeninas, lo que influye en diferentes tejidos del cuerpo. Por ejemplo, algunas mujeres notan que el cabello se vuelve más fino o la piel más seca.

Lo mismo sucede en el interior de la vagina, donde la mucosa se vuelve más frágil y con menos lubricación.

Estos cambios dan lugar a síntomas molestos, como sequedad (el síntoma más frecuente), picor, irritación o síntomas urinarios provocando molestias diarias y dolor durante las relaciones sexuales. Es lo que se llama atrofia vulvo vaginal (AVV) o síndrome genitourinario de la menopausia.

La atrofia vulvo vaginal puede acabar afectando no solamente la vida sexual, sino también las relaciones de pareja y la autoestima de la mujer.

Dos tercios de las mujeres con atrofia vaginal no saben que sus síntomas pueden tratarse.

¿ Cómo explicar lo que le pasa a su ginecólogo o ginecologa?

Para empezar a hablar del tema con su ginecólogo le pueden ayudar las siguientes frases:

  • Últimamente, me molestan las relaciones sexuales.
  • A menudo tengo picor, escozor y sensación de sequedad vaginal.
  • Alguna vez siento molestias vaginales al caminar, hacer ejercicio o ir al servicio.
  • Desde hace un tiempo tengo molestias urinarias que se repiten.
Recuerde que hay tratamientos para la atrofia vaginal. Si desea volver a disfrutar de su vida sexual, puede ser recomendable consultar con su ginecólogo.

¿Qué opción de tratamiento es la adecuada para mí?

Hoy en día hay cada vez más mujeres que pasan un tercio de su vida tras la menopausia.
Carece de sentido evitar las relaciones sexuales por dolor, teniendo en cuenta que hay tratamientos que se adaptan a los diferentes modos de vida y necesidades de las mujeres. 
Consulte con su ginecólogo para que le ayude a identificar la opción adecuada para usted.


Documento editado por:

Fundación Española para el Estudio de la Menopausia FEEM, 

Asociación Española para el Estudio de la Menopausia AEEM 



Dr. Betancor Jimenez, Juan Ginecólogo experto en el diagnostico y tratamiento de la menopausia




lunes, 7 de agosto de 2017

La cirugía estética y funcional de la Nariz




La nariz tiene la función de filtrar, hidratar y calentar el aire que respiramos, así como percibir los olores que nos rodean. Además, es una región fundamental que determina la morfología y estética facial.






La otorrinolaringología es una especialidad médico-quirúrgica que incluye el estudio de la anatomía, estética y función de la nariz y senos paranasales.

¿Cuándo se indica una cirugía nasal?

Fundamentalmente cuando se ha realizado un tratamiento médico adecuado, y a pesar de haber agotado todas las posibilidades terapéuticas el paciente no consigue una mejoría satisfactoria de los síntomas.

El síntoma que genera la indicación más frecuente suele ser la obstrucción nasal.

¿Cuál es la diferencia entre una septoplastia y una rinoplastia?

Las alteraciones del septum o tabique nasal suelen producir obstrucción respiratoria, al existir una desviación que suele afectar a ambas fosas nasales.

La septoplastia es la corrección quirúrgica del tabique nasal. Es una cirugía funcional, relativamente sencilla para un rinólogo (otorrinolaringólogo dedicado a nariz) que suele afectar muy poco o nada la estética facial.

La rinoplastia implica además la alteración de la morfología de la pirámide nasal (lo que en lenguaje coloquial se suele llamar puente y punta de la nariz). Es una cirugía más agresiva, con un postoperatorio mucho más molesto para el paciente porque acarrea más inflamación y hematomas. Sin embargo, permite corregir problemas estéticos con muy buenos resultados.

¿Quién puede operar la nariz?

Los otorrinolaringólogos conocemos bien la anatomía y la función nasal. Hacemos los dos procedimientos en el mismo acto quirúrgico (septo-rinoplastia), para corregir las alteraciones del tabique y la estética nasal, que suelen estar íntimamente relacionadas. Algunas veces asociamos la reducción de los cornetes (turbinoplastia) para obtener mayor espacio y mejorar aún más la respiración.

¿Cuál es el tiempo de recuperación tras la cirugía?

El proceso de cicatrización de una septoplastia suele durar entre 6-8 semanas. Los dos primeros días son los más incómodos por el taponamiento nasal. Algunas veces se dejan unas láminas de silicona en el tabique durante 2 semanas. Tras la extracción de estas láminas, el paciente podrá respirar muy bien.

En una rinoplastia hay más edema y suelen salir hematomas en la nariz y debajo de los ojos, que pueden tardar 3-4 semanas en desaparecer. La inflamación de la rinoplastia va disminuyendo paulatinamente, pero suele tardar varios meses en desaparecer del todo. El resultado final exacto de la rinoplastia no se puede valorar hasta pasado al menos un año de la cirugía. Pero tras 2 meses ya se tiene una idea bastante cercana de cómo quedará la nariz finalmente.

sábado, 29 de julio de 2017

Las vacunas durante el embarazo



Los ginecólogos de Madrid aconsejamos determinadas vacunas durante el embarazo con el fin de inmunizar a la madre y proteger al feto de determinadas enfermedades.



                                
                                 Las vacunas durante el embarazo



Las vacunas durante el embarazo, pretenden minimizar los efectos de las enfermedades durante la gestación a tres niveles:

  • En la mujer embarazada.
  • En el desarrollo de los órganos fetales.
  • Proteger al recién nacido cuando nazca de determinadas enfermedades ya que hasta los dos meses de vida, su sistema inmunológico no funciona.

De ahí lo importante de vacunar a la mujer embarazada no sólo por protegerla a ella, sino para que el paso de anticuerpos al feto por el cordón umbilical y la placenta, protejan al recién nacido en sus primeros meses de vida. Este es el caso de:

  1. Vacuna Triple vírica (Tétanos, Difteria y Tosferina) que los tocólogos en Madrid aconsejamos poner entre las semanas 27 y 36 del embarazo.
  2. La gripe estacional que se puede poner en cualquier semana del embarazo.
Otras vacunas que los ginecólogos aconsejamos poner durante el embarazo sería en caso de que la mujer embarazada viajase a zonas endémicas, en situaciones de brote epidémico y/o en caso de indicación clínica son:

  • Hepatitis A, Hepatitis B.
  • Tétanos, Difteria.
  • Meningocócica y Neumocócica.
  • Cólera en caso de brote epidémico.
  • Fiebre Amarilla.
  • Encefalitis Centro Europea y Japonesa.
  • Meningitis.
  • Poliomielitis y Rabia.

En Madrid estas vacunas a considerar durante el embarazo cuando se viaja, están centralizados en los centros de vacunación internacional que existen en nuestra comunidad autónoma.


Tocólogo del Centro Clínico Betanzos 60